Publicado en Astronomía, Educación

“Dies Natalis Solis Invicti” ☀ Nacimiento del Sol invicto ☀

El Festival del Nacimiento del Sol Invencible (Dies Natalis Solis Invicti) se celebraba cuando la luz del día aumentaba después del solsticio de invierno, en alusión al “re-nacimiento” del Sol indicaba que nacía un nuevo sol que vencía a la oscuridad y que a partir del final del solsticio de invierno (21 de diciembre) los días iban a hacerse más largos. Este Festival corría desde el 22 al 25 de diciembre.

Sol Invictus se diferencia de los primeros cultos del Sol Indiges, (Sol nativo, o Sol invocado) el cual tenía sus propios cultos tradicionales. Según Tácito (56117), Sol tenía un “viejo” templo en el Circo Máximo. También existió un viejo santuario para Sol en el Quirinal, donde se ofrecía un sacrificio anual a Sol Indiges el 9 de agosto.​ Los calendarios rituales romanos o fasti mencionaban también una fiesta para Sol Indiges el 11 de diciembre y un sacrificio por Sol y Luna el 28 de agosto.

El culto al Sol fue continuo desde el primer rey de la antigua Roma hasta la institución del Cristianismo como única fe del Imperio. Los historiadores normalmente suelen diferenciar ambas deidades, aunque el rechazo de esta teoría por S. E. Hjimans ha encontrado respaldo. El título de “Invictus” fue un epíteto utilizado por muchos dioses romanos, como Júpiter, Marte, Hércules, Apolo y Silvano, y se empezó a usar desde el siglo III a.C.

El carro solar de Trundholm (danés: Solvognen), es un artefacto nórdico de la Edad del Bronce descubierto en Dinamarca. 
Es una representación del 
carro solar , una estatua de bronce de un caballo y un gran disco de bronce, que se colocan en un dispositivo con ruedas de radios.

El Triotholm Sun ‘Chariot es un artefacto de bronce y oro sacado de un pantano en la isla danesa de Sjælland en 1902. Aunque se dice que este artefacto pertenece a la Edad del Bronce Nórdico (c. 1700-500 a. C.), su exacta edad aún es incierta. El ‘carro’ consiste en un caballo de bronce, un disco de bronce con una fina lámina de oro presionada en un lado y 6 ruedas de cuatro radios hechas también de bronce.

A pesar del hecho de que está etiquetado como ‘carro’, el artefacto puede no ser uno. Las ruedas en sí mismas probablemente se usaron para permitir que el sol y el caballo fueran arrastrados en una procesión ceremonial o actuación ritual, en lugar de ser las ruedas de un carro. Esto se deduce en base a representaciones ligeramente posteriores del Sol en rocas y pequeños engranajes metálicos del norte de Europa. En estas imágenes, el Sol se presenta como un disco o una rueda única tirado por un animal o un pájaro, en lugar de viajar a través del cielo en un carro. Sin embargo, el tamaño aproximado de todo el objeto es de 54 x 35 x 29 cm (ancho, alto, profundidad), lo que parece bastante pequeño para un objeto utilizado en una procesión ceremonial o actuación ritual. Quizás las ruedas cumplieron una función práctica al mantener el tubo y el disco en posición vertical.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s